988299_10201609963274985_1661012765_nCuando contemplamos un paisaje admiramos sus colores, su armonía, el orden que tiene para transmitir belleza. Así también en la vida necesitamos cierto orden, cierta paz que nos ayude a descubrir la belleza de cada día.

Pero para llegar a vivir en esta belleza y paz interior es necesario vivir esa regla interna que es el amor, el que nos mueve a buscar siempre el bien para los demás, en otras palabras hacer lo que te gustaría que te hicieran a ti. Es el amor quien nos ordena interiormente y nos hace optar por lo bueno.

A todo esto lo podemos llamar ética. La ética e saber actuar de forma correcta en la vida, en las pequeñas y grandes decisiones. Pero no como algo impuesto, sino escuchando la voz del corazón.  Tenemos  un corazón con el sello del “amor”, es decir, estamos hechos para amar y ser amados. Es esa voz interior que nos dice que sonriamos al otro, que saludemos con ternura, que hagamos el bien, pero no cualquier bien, sino el mayor bien posible, es por eso que el P. Hurtado invita a dar hasta que duela.

En este mes de la solidaridad  te invito a escuchar tu interior quien desea amar con todas sus fuerzas haciendo feliz  a tu familia, compañeros de trabajo, estudios, etc. Te invito a amar al estilo de Jesús : dando la vida, siendo ético.

Hna. Paola Riffo, CMT.

Imprimir