Si miramos la realidad de muchas comunidades eclesiales y la problemática vocacional, sin dudas podemos notar que existe una brecha entre la juventud y la Iglesia, y por ende con la vida religiosa. Los nuevos códigos comunicacionales también generan esta distancia pero las distancias se acortan con los encuentros, ese es el espíritu que anima a este proyecto que realizamos en misión compartida Hermanas y Laicos. Por iniciativa de la Hna. Carmen Sandoval, cuando estuvo en Catamarca, abrieron la puerta de la comunidad para que los alumnos del último año compartieran un momento de encuentro gratuito y de charla con toda la comunidad religiosa, ese proyecto, que viene desde hace más de cinco años, lo sostiene la actual comunidad religiosa y el equipo de pastoral del colegio del Carmen y San José. En el compartir, los alumnos comentan como se sienten al terminar su experiencia en el colegio al momento de egresar, nos dicen lo que les resultó positivo en su experiencia y lo que nos sugerirían cambiar. Por otro lado tienen un tiempo para poder realizar preguntas a las hermanas para conocerlas un poco más y saber de su camino vocacional. Sin dudas una hermosa experiencia que se seguirá repitiendo ya que los chicos siguen pidiendo mayor presencia de las hermanas entre ellos porque estiman y valoran la vocación religiosa carmelita.

Imprimir