Hace algunos días tuvo lugar la reunión de coordinadores MILPA de la Semiprovincia, un espacio de gran importancia para el movimiento asociado a la congregación que busca servir a la Iglesia como vocación a través de su ser laico.

En esta reunión participaron las Hnas. Asesoras, Carmen Mendoza y María Soledad Morales, junto a representantes de las comunidades de Quilpué (Chile), Lorena Escudero y Mariluz Araya; La Serena (Chile), Jessica Ledezma; y Vancouver (Canadá), Juan e Irma Ibacache. Todos juntos, a través de la imagen del alfarero de Jeremías, revisaron las comunidades buscando aspectos a sanar y formar; teniendo este diagnóstico y evaluación como consecuencia la preparación del proyecto MILPA 2017-2019.

Junto con esto, se analizaron propuestas de formación palautiana.

Fue una jornada llena del Espíritu, que encarnado en la realidad de estas comunidades empapadas del espíritu siguen caminando como familia palautiana.

Imprimir