Entre los días 4 y 12 de Enero, nuestra Semiprovincia vivió los Ejercicios Espirituales Anuales. Este año tuvo tintes importantes; a ella asistieron las superioras y formandas, además de tres laicos que sirven en nuestra pastoral.

Los Ejercicios Espirituales son una serie de meditaciones, oraciones y ejercicios mentales diseñados para experimentar un encuentro en Dios. Este año el camino recorrido fue desde la meditación, a la contemplación y la adoración. El retiro comenzó con reconocerse a si mismo como criatura de Dios, para luego encontrarse con Cristo y su llamada, ver nuestras limitaciones y pecados, ir con Él a la Misión siendo sus discípulos, acompañarlo en la Pasión y vivir la resurrección. Fueron predicados por el P. Nelson Barrientos, Párroco de Alto del Carmen, en la Casa de Espiritualidad Loyola, Comuna de Padre Hurtado, RM:

Les dejamos a continuación algunos testimonios de las Hnas. asistentes sobre lo que se vivenció en estos 8 días de Ejercicios:

[wptabs effect=”fade” mode=”horizontal”]

[wptabtitle] Hna. Irma Olivares[/wptabtitle]

[wptabcontent]

Los ejercicios espirituales han sido para mi días de Gracia donde ha actuado Dios en mi vida con el impulso impetuoso de su espíritu quien entra y no deja igual a quien le abre. Han sido días de renacer en la vida del espíritu a través de la Palabra, revisarme y tomar en serio la invitación permanente de Cristo a pertenecerle en totalidad haciendo mio el proyecto de su Padre; el Reino. Ha sido volver apasionarme por esta opción que hice un día, pero con otra mirada, con otros ojos, de otro modo, no al modo mio sino como Jesús. Para mí es un desafío a no dejar escapar esta gracia, ser más consciente de la necesidad de cuidar mi vida espiritual, tomarla en serio, pues es allí donde pasan cosas maravillosas…. y recordarme continuamente que es en la vida cotidiana, mi Nazareth donde se pone a prueba mi relación de amor con Él… doy gracias a Dios por Nelson un instrumento de Dios oportuno, que ha hablado en su nombre para recordarnos simplemente que Dios es un Dios Todocariñoso.

47602_10151232172035748_1881271570_n[/wptabcontent]

[wptabtitle]Hna. María Ahumada[/wptabtitle]

[wptabcontent]

Doy gracias a Dios por regalarme un momento más intimo junto a Él por medio de los ejercicios espirituales, ha sido una gracia volver a mirar mi vida a la luz del Señor, hacer un alto y renovar el Espíritu pero no desde el aire sino desde lo concreto y sencillo de la vida, volver a poner la mirada en el don que significa Amar sinceramente y el tener hermanos para compartir en el día a día en la gratuidad y desde las enseñanzas del Maestro que nos dice: “Yo no he venido a ser servido sino a servir” y “Amense los unos a los otros como yo los he Amado”.

Gracias Señor… Por hacerme tu instrumento…

196911_10151233021790748_529698881_n[/wptabcontent]

[wptabtitle]Hna. Yanelkys González[/wptabtitle]

[wptabcontent]

Mi experiencia de Dios, en los ejercicios para mi fue gratificante y un gran regalo de Dios. Dios nos habla y nos quiere mostrar el camino eso fue lo que nos hizo ver el Padre Nelson En sus charlas de cada día, con su entrega y experiencia de vida. Doy gracias a Dios por este encuentro con el Señor por medio de este retiro; los ejercicios fueron experiencias realistas y de hechos concretos, hechos que nos marcan en la vida y el P. Nelson nos hizo reflexionar sobre el amor del Padre a través de las palabras de Jesús. El amor de Dios se hace presente en el día y por medio de los hermanos que nos encontramos a diario y solo quiere Jesús que lo veamos en ellos.

421173_10151233003020748_205023527_n[/wptabcontent]

[wptabtitle]Hna. Paulina Vera[/wptabtitle]

[wptabcontent]

Para mi estos ejercicios espirituales han sido un encontrarme conmigo misma y con quien me habita en mi interior.

A medida que fueron pasando los días me fui encontrando con el alfarero de mi vida, el cual me hace descubrir que no estoy acabada que siempre el me está haciendo nueva y volver a empezar , para dar vida nueva, y desde ahí contagiar y derramar el amor que El tiene por mi.
Han sido días de encuentro con Dios la creación y con la Iglesia, gozando del amor de predilección e incondicional que me tiene.

543830_10151232833920748_1472631678_n[/wptabcontent]

[/wptabs]

Imprimir